Abogados penalistas en Madrid,

Abogado penalista para juicios, recursos, demandas y denuncias

Archivo para precio juicio rapido

juicio rapido


JUICIOS RÁPIDOS

Dentro de los delitos que deben ser enjuiciados mediante el procedimiento abreviado, la ley posibilita que algunos delitos que cumplan determinados requisitos sean enjuiciados de una manera todavía más rápida. Son los llamados juicios rápidos. Las normas que regulan los juicios rápidos de determinados delitos se encuentran en los delitos van del art. 795 al 803 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal. Por la que se podrá enjuiciar de forma rápida: La instrucción y el enjuiciamiento de los delitos castigados con penas privativas de libertad cuya duración no exceda de 5 años o si se trata de otro tipo de penas que estas no excedan de 10 años cualquiera que sea su cuantía. El proceso penal debe incoarse en virtud de un atestado policial y la policía judicial haya detenido a la persona imputada y la hubiera puesto a disposición del juez, ya sea éste el de guardia, o que sin detenerle haya citado al denunciado. Además se deberán dar una de estas circunstancias: – Que se trate de un delito flagrante. – Que se trate de uno de los siguientes delitos: Delito de lesiones, coacciones, amenazas, delitos de hurto, delitos de robo, delitos contra la seguridad del tráfico ( como un  juicio rapido por alcoholemia o conducción temeraria). Delitos de daños, delitos contra la salud pública, delitos flagrantes contra la propiedad industrial. La Ley excluye expresamente que otras materias sean incluidas en el enjuiciamiento rápido. Por supuesto todos los procedimientos en los que se decrete el secreto de las actuaciones están excluidos.

Anuncios

Precio juicio rapido por alcoholemia


Precio juicio rapido por alcoholemia

El precio del juicio rápido por alcoholemia es de 390 € + IVA

Este es el precio del juicio rápido, pero si conseguimos que se transforme un delito contra la seguridad del tráfico, tras la primera declaración por ejemplo, que en principio se tramita por el procedimiento abreviado, a juicio rápido, este seguirá siendo el precio.

Las comúnmente denominadas como alcoholemias siguen siendo un procedimiento muy común en nuestro país.  Contrariamente a lo que mucha gente piensa, no es suficiente con desvirtuar el resultado del etilómetro (el homologado es el modelo Draher  E7110) para no ser condenado por este motivo, pues además se encuentra el atestado que confecciona la Guardia Civil  o la Policía Local si nos encontramos en una ciudad o en un pueblo  que dispone de su policía, este atestado contiene una especie de test que rellenan los agentes y además pueden hacer observaciones complementarias. Esta test consta de casillas que deben rellenar los agentes acerca de temas como si el habla del conductor era fluida o pastosa, si un caminar era deambulante, si olía a alcohol, si su conversación era coherente, si era colaborador y un largo etc. Y tan solo con este atestado y la declaración en el acto del juicio de los agentes el conductor puede ser condenado por alcoholemia. Hubo un corto periodo de tiempo en el que se “consiguió” convencer a los jueces que si no había un positivo en una prueba como la de aire expirado, pues que no se podría demostrar la impregnación alcohólica del conductor, sin embargo en la actualidad, la interpretación que hacen del Código Penal al respecto es que un conductor puede ser condenado por alcoholemia a través de pruebas como las declaraciones de los agentes, y EN TODO CASO si da positivo en al prueba objetiva del aire expirado.

A %d blogueros les gusta esto: