Desde luego, no se puede negar la labor profesional que está llevando a cabo el señor Sánchez Puerta en la defensa de José Bretón, por el caso de la desaparición de sus hijos.

Siendo este como es uno de los hechos, que más información de ha dado, que es más deleznable y que la opinión pública tiene más claro de quié es el culpable en el asunto.

Tengamos en cuenta que por ejemplo en el caso de la desaparición de Marta del Castillo, el letrado del conocido como “el Cuco”, que en mi opinión también realizó una excelente labro profesional en la que sin embargo se vió como parte de la opinión pública le recriminaba su actitud y en algún momento no faltó quienes quisieron actuar contra él ante el Juzgado.

Del señor Pascual Vives, mejor dicho, de la imagen que nos transmite, poco que añadir.

Se hablaba de la inteligencia emocional, del caer bien, de la gracia, no sé lo que es, pero es un no se qué, que convierte a la gente en odiados o admirados.